fbpx

La ralentización del precio de la vivienda seguirá en España durante los próximos años, según S&P.

Man with laptop doing NO gesture

El precio de la vivienda se desacelerará en la mayoría de los principales mercados europeos en los próximos tres años, según el informe «La inflación del mercado inmobiliario de Europa está perdiendo ritmo», ofrecido por los economistas de S&P Global Ratings.

“En un contexto de crecimiento económico generalmente más débil y poca presión inflacionaria, la política monetaria europea se mantendrá floja por más tiempo e incluso podría aflojarse aún más, especialmente en la eurozona. Como resultado, las tasas hipotecarias deberían de mantenerse en niveles favorablemente bajos para los posibles compradores, ayudados por una mayor competencia entre los prestamistas en algunos mercados (incluidos el Reino Unido, Irlanda y los Países Bajos)”, según Sylvain Broyer, economista jefe de S&P sobre el mercado de la vivienda en Europa.

Mientras, en España se aprecia una ralentización de la economía y de los precios de las casas, con unas previsiones de 4,2% para 2020, para concretar una evolución de cara a 2022 del 3,2%. De los 10 países analizados en el informe, solo Italia, Irlanda y el Reino Unido verán una aceleración del crecimiento de los precios en los próximos tres años.

En mercados como España e Irlanda, donde sufrieron los embates de la crisis económica y el hundimiento del mercado de la vivienda con mayor intensidad, han entrado en una fase madura del ciclo económico, según el informe de S&P. «A pesar de que las subidas del precio de la vivienda serán más reducidas, estos aumentos seguirán superando al incremento anual de los salarios, al menos este año, en la mayoría de las economías, lo que supone un mayor deterioro de la accesibilidad, especialmente en Alemania y los Países Bajos».

Siguen manteniéndose ciertas incertidumbres como la evolución del coronavirus en los países europeos o la negociación comercial entre la UE y el Reino Unido tras la consumación del Brexit. Pese a estas incertidumbres, las previsiones hablan solo de mayores aumentos en Irlanda y Reino Unido, donde se prevén subidas del 2,5%, respectivamente para 2020, frente a incrementos inferiores el año pasado.

El tercer país que aumentará los precios es Italia, que tras casi una década viendo como se reducen los precios, pasará a pequeñas subidas interanuales (0,5% estimado para 2020, frente al 0,1% de 2019, y hasta el 1,5% en 2022. “La resolución de algunos de estos riesgos ahora podría apuntalar un crecimiento ligeramente mayor del precio de la vivienda”, concreta el informe.

El crecimiento más lento de la economía española pesará en la actividad inmobiliaria

El informe de S&P afirma que las condiciones económicas y financieras siguen siendo favorables en España, aunque creen que decaerá la creación de empleo. Las previsiones para los precios de la vivienda pasan por una caída de casi un punto porcentual entre 2020 (4,2%) y 2022 (3,2%). “El empeoramiento de la accesibilidad en las áreas metropolitanas pesará sobre la demanda y, en última instancia, en el precio de la vivienda”, concretan.

Fuente: Idealista.

Ver la noticia completa.

Compare

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos. Al hacer clic en el botón Aceptar, aceptas el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Ver
Privacidad